Porticoes of Santo Stefano, Bologna Welcome CC BY 4.0

Home / Blog /

Los pórticos de Bolonia

Publicado en 04 marzo 2020 desde Bologna Welcome

Recientemente declarados "Patrimonio Mundial" por la UNESCO, los pórticos de Bolonia, de casi 40 km de longitud, hacen que la ciudad sea única en el mundo. Desde el año 1100, cuando el crecimiento de la Universidad llevó a la invención de un nuevo espacio urbano, los pórticos se han convertido en un lugar, tanto público como privado, de socialización y comercio, un salón al aire libre que es el símbolo mismo de la hospitalidad boloñesa.


Paseando por la ciudad, se pueden recorrer diferentes tipos de pórticos. Desde los de madera, como la casa Isolani del siglo XIII y los pórticos de via Marsala, hasta los “beccadelli” del siglo XIV, semi-pórticos sin columna como lo que está situado en la fachada posterior de Palazzo d’Accursio y en Palazzo Ghisilardi-Fava. Muy famoso es el altísimo pórtico “de los Bastardini” en via D’Azeglio, llamado así porque bajo sus bóvedas, hasta 1797, tenía sede el orfanato, y el pórtico de Archiginnasio, conocido como “Pavaglione”.


El pórtico más ancho de la ciudad es el cuadripórtico de la basílica de S.Maria dei Servi en strada Maggiore, diseñado al final del siglo XIV, mientras que el más alto está en via Altabella donde el arzobispado tiene un porche que mide casi 10 metros, y el más estrecho, con sus 95 cm, se encuentra en via Senzanome.


Una vez pasadas las avenidas empieza el largo camino porticado de via Saragozza, el principio del pórtico más famoso de la ciudad y más largo del mundo, que conduce al Santuario de la Madonna de San Luca. Desde el primer arco de porta Saragozza (Bonaccorsi), se llega a medio camino al Arco del Meloncello y se sube hasta el Monte de la Guardia. El pórtico está compuesto por 664 arcos y mide casi 4 km de largo.  




Boletín

No dude en subscribirse a nuestro boletin para mantenerse al día con eventos y ofertas 

Subscríbase